ArtículosLocales

De caballos y caballes: La tradición, la ignorancia y el oportunismo

La inconsistencia cultural y el fomento de ideologías vacías de contenido son el terreno propicio para que quienes ni siquiera conocen la historia ganen protagonismo con propuestas sensacionalistas.

SALTA-POR REDACCIÓN.– En las últimas horas se conoció la opinión de algunos abogados –abogades- recluidos en el Instituto de Derecho Animal, que denuncia la ejecución de la Marcha Patriótica que se pretende llevar adelante desde Buenos Aires hacia Salta con motivo de la conmemoración del Bicentenario de la Muerte del General Martín Miguel de Güemes.

En sus considerandos estos profesionales denuncian un supuesto maltrato contra “los animales no humanos” ya que suponen que una cabalgata de esta envergadura sería propiamente “reventar caballos”.

La posición habla de la simpleza de esta gente, de su lejanía respecto del profundo significado de la Gesta Güemesiana y de su ignorancia respecto de cómo se organiza una marcha.

En primer lugar, los fastos güemesianos deben ser revalorizados no sólo por la importancia histórica que recién comienza a reconocerse al General Güemes sino y sobre todo por la necesidad que existe de predicar los valores humanos, cívicos y patrióticos del Prócer Gaucho en estos tiempos de dispersión del conocimiento y licuación de la identidad cultural local.

Luego, que una marcha no significa montar un animal y lanzarse a recorrer los 1.700 kilómetros sobre el mismo, sino que requiere de una logística importante. Junto a los gauchos que cabalgan requiere de transportes, de alimentos, de veterinarios, de postas para descanso y cambio de animales, etc. Tal vez, pocas veces como en una marcha de este tipo los animales van mejor cuidados.

Luego está la cuestión del tratar de ganar protagonismo con acciones que rayan en lo ridículo, mostrando la liviandad de espíritu y el uso de un lenguaje que sobreabunda en el significado y significante, todo por mostrar que algo se hace.

Cierto es –y debe ser así- que los animales merecen una legislación de protección como ya se ha avanzado en este tema ante los maltratos y abusos a que son sometidos: desde la simple mascota hasta el tráfico ilegal de especies, pero de allí a indicar amenazas incluso si la dicha Marcha se realiza hay un tramo extenso donde la racionalidad evidentemente se adelgaza.

La historia de este país como bien reza el dicho: “La Patria se hizo a caballo”, de modo que la figura del jinete y su animal son inescindibles. No se entendería una parada del Regimiento de Granaderos a Caballo –tal su nombre-, o un desfile gaucho con elementos a pie.

Razón, conocimiento de la historia y ubicación, parecen ser la necesidades urgentes de algunos sectores que han perdido la raigambre con la identidad local, con el sentido patriótico de un acontecimiento y con la ubicación sobre las necesidades más urgentes de una sociedad que justamente, por ir perdiendo sus valores ancestrales está cada vez más dividida y perdida en la historia.-

 

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Un comentario

  1. Bueno amigo hay muchos letrados si se los puede llamar así que están sin trabajo o nunca lo tuvieron,por lo tanto ocupan su tiempo en tontas opiniones,si hay alguien que cuida al caballo es el gaucho y más que a su propia vida,y es evidente que estos letrados no se pusieron a recabar suficientes datos para dar una acertada opinión de esta cabalgata y la logística.
    Saludos
    Estanislao Villanueva

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también

Cerrar
Cerrar
Cerrar